La gente  sigue considerando que no debían matar al simio

Crece polémica por gorila que mataron cuando niño cayó en su recinto (Español/English)+Fotos+Video

La gente sigue considerando que no debían matar al simio
La gente sigue considerando que no debían matar al simio

Se llamaba Harambe y fue muerto a balazos el sábado después de que un niño de cuatro años terminara dentro del recinto de los gorilas del zoológico de Cincinnati, EE.UU.
Y a sólo una semana de que un episodio similar provocara la muerte de dos leones en un zoológico de Chile, el caso ha reavivado la polémica sobre la ética de mantener en cautiverio a animales salvajes y los protocolos de seguridad para este tipo de casos.
Máxime porque muchos creen que Harambe –un gorila de occidental de las tierras bajas de cerca de 180 kilos– no representaba una amenaza para el pequeño, quien fue dado de alta del hospital el mismo día del incidente.
Unas 200.000 personas también han firmado una petición pidiendo que se proceda contra los padres del niño “por la falta de supervisión y negligencia que hizo que Harambe perdiera la vida”.
El pequeño escaló la barrera del recinto de los gorilas antes de caer a la fosa llena de agua donde lo encontró Harambe.
Las autoridades del zoológico de Cincinnati, por su parte, se declararon devastadas por lo sucedido, pero defendieron la decisión de abatir al gorila para garantizar la seguridad del niño.
En un video aficionado se puede ver cómo el gorila lo arrastra unos metros en el agua, antes de detenerse para observarlo.
El niño, sentado en el agua, también mira al simio, quien lo toca suavemente en la espalda.
Pero, según varios reportes, el video sólo muestra parte de lo ocurrido, pues el gorila de 17 años habría arrastrado al niño por aproximadamente 10 minutos.
Y según el director del zoológico, Thane Maynard, el hecho de que el gorila no atacara al niño no significa que el menor no estuviera en peligro.
Decisión difícil
“Hubo que tomar una decisión difícil pero fue la decisión correcta porque se logró salvar la vida del niño. Pudo haber sido muy malo”, dijo Maynard este lunes.
Según explicó el director, Harambe estuvo agitado y desorientado por la conmoción durante los 10 minutos posteriores a que el niño cayera a la fosa.

El video mostró al gorila arrastrando un rato al pequeño
El video mostró al gorila arrastrando un rato al pequeño

Sin embargo, por tratarse de un animal que puede aplastar un coco con una sola mano, la vida del pequeño corría riesgo, afirmó Maynard, quien también explicó que un dardo tranquilizador habría tardado demasiado tiempo en hacer efecto.
“¿Por qué los zoológicos no tienen tranquilizantes de efecto inmediato? Primero esos dos leones, ahora Harambe”, preguntó también otro usuario, bajo la etiqueta #JusticeForHarambe (#JusticiaParaHarambe).
Algunos medios recordaron el caso del gorila Jambo, quien en 1986 protegió a un niño de cinco años que también había caído en su jaula, en el zoológico de la isla de Jersey, una dependencia del Reino Unido.
Harambe nació en cautiverio en Texas y llegó a Cincinnati en 2014 para formar parte del programa de reproducción de gorilas occidentales de tierras bajas de ese zoológico, el más exitoso de Estados Unidos.
“Esta es una grave pérdida para el zoológico y la población de gorilas alrededor del mundo”, reconoció el director Maynard.
“Todos estamos devastados de que este trágico accidente haya terminado con la muerte de un tipo de gorila en grave peligro de extinción”, dijo.

English
Harambe gorilla killing: Zoo defends shooting

he director of a US zoo has defended the decision to shoot a gorilla after a small boy fell into its enclosure.
Thane Maynard of Cincinnati Zoo said he would make the same call today as the gorilla was agitated and was hurting the four-year-old.
The killing of the male western lowland gorilla, Harambe, has sparked anger.

The killing of the male western lowland gorilla, Harambe, has sparked anger
The killing of the male western lowland gorilla, Harambe, has sparked anger

The boy’s family said in a statement released to US media that he was “doing just fine” and thanked zoo staff for their quick action.
“We know that this was a very difficult decision for them, and that they are grieving the loss of their gorilla,” the family are reported as saying.
The child has not been publicly identified.
Mr Maynard said it was easy to say things should have been done differently after the incident was over and the child was safe, but people making those criticisms “don’t understand primate biology… and the danger the child was in”.

Video footage of Saturday’s incident shows the gorilla dragging the child through the moat in its enclosure.
Mr Maynard described how Harambe “swished him around in the water by the ankle” then carried him on to land.
The gorilla “wasn’t trying to eat the child,” he said, “but he was disorientated and wanted to get the child to stay there”.
The screams from the crowd were adding to Harambe’s agitation, the zoo director said.
US wildlife biologist Jeff Corwin told the BBC that he did not think zoo staff had any alternative as the gorilla was so powerful – easily six to eight times as powerful as an adult male human.
Tranquilising a large animal is not instant, he said. It could take many minutes and require multiple darts.
Harambe was born in captivity in Texas and moved to Cincinnati zoo in 2014, where it was hoped he could be part of the breeding programme. Fifty gorilla babies have been born at the zoo in the past 46 years, Mr Maynard said.
Western lowland gorillas are the most numerous of the four gorilla subspecies and live in the rainforests of central Africa. They mainly eat plants and fruit.(BBC News)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *