Rajoy ganó pero requiere acuerdos para gobernar

2 gobiernos posibles y 1 opción “innombrable” en España (Español/Portuguese+Fotos+Video)

Las elecciones españolas dejaron otra vez un gobierno dividido
Las elecciones españolas dejaron otra vez un gobierno dividido

Mariano Rajoy compareció frente a sus seguidores junto a su esposa (izq.) y la dirigente del PP María Dolores de Cospedal.

Pactar, negociar, llegar a acuerdos. Con el sinónimo que más le guste al político o analista de turno, esta será una de las ideas más repetidas en los próximos días en España.

La causa de esta necesidad acuciante de “sentarse a hablar” -otro sinónimo- son los resultados de unas elecciones repetidas que algunos calificaron de “segunda vuelta”, pero que no dieron el desempate anhelado.

El Partido Popular (PP), de centroderecha, volvió a ganar las elecciones en España con un 33% de los votos y 137 escaños, 14 más que el 20 de diciembre de 2015.

Le siguen el Partido Socialista Obrero Español (PSOE), que con 22% de los sufragios y 85 escaños se mantiene como segundo grupo más votado.

La coalición de izquierdas Unidos Podemos se quedó en un 21% de los votos y 71 escaños, y no llegó a arrebatarle al PSOE la hegemonía en la izquierda como predecían las encuestas, que volvieron a fallar en sus pronósticos.

El grupo de centro Ciudadanos, otro de los nuevos partidos en la contienda política española, se quedó con un 13% de los votos y 32 escaños.

Estos son unos resultados casi calcados a los de las elecciones anteriores, pero con algunos matices relevantes: crecimiento del PP -el único grupo que aumenta sus apoyos-, mantenimiento del PSOE en segunda posición -una de las grandes sorpresas de la noche electoral -, estancamiento de Unidos Podemos y bajada de Ciudadanos.

Se puede decir que el bipartidismo continúa afectado, pero no se hundió de forma definitiva.

Y una vez más, como ya sucedió el pasado 20 de diciembre, ningún partido obtuvo mayoría suficiente para gobernar en solitario. Las dudas políticas que cubren el país desde los comicios pasados no se despejaron.

“Se repite un escenario ingobernable, con la diferencia de que el PP sale fortalecido. El PSOE resiste y Unidos Podemos decepciona, pero no se hunde, y Ciudadanos, que es el socio natural del PP, ha caído”, le dice a BBC Mundo Guillermo López, profesor de Periodismo de la Universidad de Valencia y analista político.

La mayoría necesaria para formar gobierno es de 176 escaños. Las combinaciones que los otorgan son múltiples y no todas igual de sencillas desde el punto de vista de las negociaciones.

La pregunta ahora no es solo si pactar o no, sino cómo y con quién hacerlo.

BBC Mundo explora los posibles escenarios a los que se puede enfrentar España en las próximas semanas.

1- Gobierno del PP presidido por Mariano Rajoy

“Claramente, ahora Rajoy y el PP se encuentran en mejor posición que hace siete meses para conseguir investidura”, señala Guillermo López.

Sin embargo, la suma de los escaños del PP y de Ciudadanos -una combinación que puede resultar lógica desde el punto de vista ideológico-, no es suficiente.

“La solución puede ser una forma diluida de gran coalición. Un pacto del PP con Ciudadanos y la abstención del PSOE. Ciudadanos podría haber pedido la cabeza de Rajoy a cambio de su apoyo si hubiera mantenido sus apoyos, pero no tiene fuerza para ello”, señala López.

“Necesitan la abstención del PSOE. La cuestión es qué hará el PSOE. Si no hace nada y nos lleva a terceras elecciones o se abstiene. Eso no sería una gran coalición en sentido estricto porque no entraría en el gobierno, pero en realidad le da un gobierno al PP. El PSOE tiene una papeleta muy difícil”, agrega.

Un gobierno de gran coalición a la alemana -“grosse Koalition”- ha sido la opción defendida por el PP durante la campaña.

“Al PSOE se le hace más difícil porque ha negado esta gran coalición durante un año, aunque podría facilitar un gobierno del PP con una abstención en segunda vuelta”, le dice a BBC Mundo el politólogo español Álvaro Madrigal.

Un sector del PSOE, en cambio, ve esta opción con desconfianza.

Mientras que el antecedente alemán -donde la conservadora CDU de Angela Merkel gobierna con el socialista SPD- garantizó la estabilidad del país, el antecedente griego, donde también se ensayó algo similar en 2012 con un pacto entre Nueva Democracia y los socialistas del PASOK, resultó en elecciones anticipadas, la victoria de Syriza y el hundimiento de los socialistas griegos hasta la sexta posición.

Quizá por eso, parte del PSOE presionará para formar otro tipo de gobierno.

Rajoy ganó pero requiere acuerdos para gobernar
Rajoy ganó pero requiere acuerdos para gobernar

2- La coalición a la portuguesa entre Unidos Podemos y PSOE

Pedro Sánchez, candidato del PSOE, aseguró en campaña que no “haría a Rajoy presidente” y desde la izquierda se presionará para que PSOE y Unidos Podemos lleguen a un acuerdo de gobierno.

“Ambos partidos deberán ceder mucho y será complicado porque no suman una mayoría. Se debería unir un partido como Ciudadanos -y ya no sería un pacto de izquierdas- o pactar con partidos nacionalistas de izquierdas”, comenta Madrigal.

Y para estos grupos, la celebración de un referendo independentista en Cataluña es una cuestión decisiva para entrar o facilitar un gobierno en Madrid.

“Los nacionalistas catalanes no creo que entren en ese gobierno o se abstengan si no obtienen el referendo. Y no creo que el PSOE vaya a buscar una forma de referendo que pueda satisfacer ese requisito. Y menos después de lo que ha pasado en Reino Unido con el Brexit”, apunta López.

Este sería un pacto complejo y, quizá por eso, menos probable.

3- Terceras elecciones

Pocos políticos se atreven a plantear de momento esta opción.

Durante la campaña todos los candidatos negaron esta posibilidad. Y la presión para que no suceda será enorme.

“No es descartable una repetición de elecciones. La cuestión es hasta qué punto el PSOE piensa que le perjudica más no apoyar el PP e ir a terceras elecciones en noviembre o diciembre, o que les vayan a castigar por no facilitar un gobierno. Pero veo difícil que el PSOE se decante por terceras elecciones”, comenta López

Álvaro Madrigal planta una opción in extremis para intentar evitar unos terceros comicios seguidos: la reforma de la Constitución para cambiar la forma en que se nombra al presidente del gobierno.

“Esta reforma se podría hacer con un gobierno en funciones y dos quintos de la cámara. Podría incluirse una nueva cláusula que diga, por ejemplo, que ha de gobernar la lista más votada”, señala Madrigal.

Si eso no sucede y, a la luz de los resultados, las negociaciones se prevén largas y complejas. También lo fueron hace seis meses y el resultado fue la repetición de comicios este 26 de junio.

Pero, ¿podría suceder? La respuesta, en breve, es “sí”, legalmente es posible. (BBC Mundo)

Portuguese

Espanha: 2ª eleição em seis meses não define governo; o que acontece agora

Os conservadores avançaram na Espanha após eleições realizadas no domingo. Porém, não obtiveram a maioria requerida e a formação do novo governo permanece incerta.

Espanha: 2ª eleição em seis meses não define governo; o que acontece agora

Nas segundas eleições em seis meses, o Partido Popular (PP), de centro-direita, chegou inclusive a melhorar os resultados de dezembro: obteve 33% dos votos e elegeu 137 deputados no Parlamento de 350 legisladores – 14 a mais que os que elegeu em dezembro de 2015.

O Partido Socialista Operário Espanhol (PSOE) se manteve como segunda sigla mais votada, com 22% dos votos e 85 deputados.

A coalizão de esquerda Unidos Podemos ficou com 21% dos votos e 71 deputados, frustrando os prognósticos segundo os quais a agremiação passaria o PSOE como força hegemônica da esquerda espanhola.

O Ciudadanos, de centro e considerado um parceiro natural do PP, obteve 13% dos votos, elegendo 32 deputados – oito a menos que em dezembro de 2015.

Como nenhum partido cruzou a linha da maioria absoluta para governar sozinho – 176 deputados -, o resultado quer dizer que incertezas na política espanhola não se dissiparam.

“Repete-se um cenário ingovernável, com a diferença que o PP sai fortalecido”, disse Guillermo López, analista político e professor de Jornalismo na Universidade de Valência, à BBC Mundo, o serviço espanhol da BBC.

“O PSOE resiste e o Unidos Podemos decepciona, mas não afunda. E o Ciudadanos, parceiro natural do PP, perde.

“O resultado também mostra que o bipartidarismo entre PP e PSOE, que há muito caracteriza a política espanhola, continua sob ataque das novas forças políticas no país, mas não acabou.

Negociações

Por isso, uma das ideias mais repetidas na Espanha neste momento é a de que caberá aos líderes políticos sentar à mesa para negociar, chegar a acordos e pactuar nos próximos dias.

A BBC Mundo apresenta a seguir alguns possíveis cenários que podem se tornar viáveis na Espanha na próxima semana.

1- Grande coalizão presidida por Mariano Rajoy, do PP

“Claramente, agora Rajoy e o PP estão em melhor posição que sete meses atrás para reivindicar o governo”, diz Guillermo López.

A combinação lógica seria uma coalizão entre o PP e o Ciudadanos, mas o número de deputados somados (169) ainda ficaria abaixo da maioria absoluta.

Muitos analistas acreditam que a solução pode ser uma “grande coalizão” entre o PSOE e o PP para evitar novas eleições.

“Não seria uma grande coalizão no sentido estrito porque o PSOE não entraria no governo – na realidade, permitiria ao PP governar”, diz López. “Seria uma forma diluída de grande coalizão.”

Essa solução foi defendida pelo PP ao longo da campanha, porém ela vem sendo negada pelo PSOE há mais de um ano.

A fórmula já foi usada em outros países, sendo a “Grosse Koalition” (Grande Coalizão) à alemã o exemplo mais citado. Na Alemanha, o conservador CDU, de Angela Merkel, governa com o socialista SPD para garantir a estabilidade do país.

Mas a experiência pode também ser mal sucedida. Na Grécia, os socialistas do Pasok se vêem cada vez mais irrelevantes desde um pacto em 2012 com o conservador Nova Democracia. Aquela coligação, em vez de garantir a estabilidade grega, resultou em eleições antecipadas, a vitória do partido Syriza e a queda dos socialistas gregos para a sexta posição entre os maiores partidos.

2- Uma coalizão à portuguesa entre Podemos e PSOE

Em campanha, o líder do PSOE, Pedro Sánchez, disse que não faria Rajoy presidente e que pressionará pela esquerda para que seu partido chegue a um acordo com o Unidos Podemos para governar.

“Ambos os partidos precisariam ceder muito e seria complicado porque não alcançam maioria”, disse à BBC Mundo o cientista político espanhol Álvaro Madrigal.

“Precisariam de um partido como o Ciudadanos – e então não seria um pacto de esquerdas – ou chegar a um acordo com partidos nacionalistas de esquerda.”

Para estes grupos, uma questão decisiva é a realização de um plebiscito para decidir sobre a independência da Catalunha.

“Não creio que os nacionalistas catalães concordem em integrar o governo ou se abster se não obtiverem o plebiscito”, diz López, da Universidade de Valencia.

PSOE, de Pedro Sánchez, perdeu menos deputados do que se esperava
PSOE, de Pedro Sánchez, perdeu menos deputados do que se esperava

“E não creio que o PSOE vá buscar uma forma de plebiscito para satisfazer essa exigência. Menos ainda depois que o Reino Unido decidiu sair da União Europeia (através de um plebiscito).”

Assim, este seria um pacto complexo e talvez por isso, menos provável.

3- Eleições – pela terceira vez

Poucos políticos se atrevem a considerar essa opção no momento. A pressão para que não sejam convocadas novas eleições é enorme e, durante a campanha, todos os candidados rejeitaram essa possibilidade.

“Não se pode descartar novas eleições”, diz López. “A questão é: o que o PSOE acha que lhe prejudica mais, não apoiar o PP e ir de novo às urnas em novembro ou dezembro, ou permitir um governo do PP e ser punido?”

Álvaro Madrigal cita uma opção extrema para evitar um terceiro pleito: reformar a legislação eleitoral para mudar a forma como se nomeia o presidente do governo.

“Poderia ser incluída inclusive uma nova cláusula que diga, por exemplo, que governa a lista mais votada”, diz.

Se nenhuma das três opções vingar, preveem-se negociações longas e complexas. Como foram as que se seguiram às eleições de dezembro, e que culminaram com a repetição da votação.    (BBC.Com)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *