El equipo del centro de investigaciones que desarrolla la crema dental

Cremas dentales fabricadas en LUZ son «más eficientes y saludables»

El centro de investigaciones está adscrito a la Universidad del Zulia
El centro de investigaciones está adscrito a la Universidad del Zulia

Desde hace ocho años el Centro de Investigaciones Endocrino – Metabólicas «Dr. Félix Gómez» (CIEM), ubicado en la Facultad de Medicina de LUZ (FMED), desarrolla dos cremas dentales. Una de ellas está médicamente diseñada para ser utilizadas por pacientes con enfermedades como gingivitis y cáncer de boca, y la segunda va dirigida al público en general.

A diferencia de los dentífricos comerciales que se encuentran comúnmente en el mercado, los productos del CIEM son fabricados con ingredientes naturales para evitar dañar, de distintas maneras, la salud de sus consumidores y pacientes. Así lo explica Clímaco Cano, profesor e investigador de la FMED y director del CIEM. «El principio activo de nuestra crema dental terapéutica son los polifenoles. Este producto tiene mayor poder limpiador que las otras pastas reconocidas mundialmente y tenemos estudios que lo avalan. No utilizamos parabenos, que son sustancias preservativas, pero que con el tiempo hacen daño. No usamos colorantes ni sabores artificiales, ya que su sabor y aroma lo obtenemos directamente del eucalipto».

El equipo del centro de investigaciones que desarrolla la crema dental
El equipo del centro de investigaciones que desarrolla la crema dental

Explicó que el daño al organismo producido por el uso crónico de diversos componentes en los dentífricos comerciales no se percibe en corto plazo, sino que trae consecuencias con el paso del tiempo y la continuidad en su uso, «es por esto que tratamos de que todos los ingredientes empleados sean naturales. No utilizamos fluoruro en nuestra pasta terapéutica, pero sí un poco en la blanqueadora en una concentración muy baja de 2 ppm (partes por millón de ion de flúor), que no representa nada en comparación con la cantidad utilizada mundialmente. Sabemos que el fluoruro en grandes medidas, al igual que otras sales, puede ser nocivo».

Cano agrega que no emplean el triclosán como agente antimicrobiano, ya que conocen investigaciones que señalan sus efectos adversos. Tampoco incluyen edulcorantes artificiales, sino compuestos naturales que aportan dulzor, como el xilitol. «Estas características no desmejoran nuestro producto, de hecho, es excelente y saludable. Contiene agentes limpiadores, antioxidantes, con saborizantes, olores y preservantes naturales. Además, tiene una buena consistencia, viscosidad», dijo.

Adicionalmente, fabrican enjuague bucal también hecho a base de polifenoles. El profesor especificó que actúa eficazmente y puede ser empleado incluso cuando hay problemas en las vías respiratorias superiores, «y se puede tragar sin riesgo alguno, ya que lo presentamos en forma de spray».

A pesar de contar con fórmulas originales, resultado de varias investigaciones científicas propias; personal capacitado y demanda, estos productos no han podido ser comercializados en el país debido a la inexistente asignación de divisas. «Esto ha comprometido la producción masiva, adquisición de materia prima, registro, patentes y demás trámites». De hecho, de las 500 unidades semanales que pueden producir, la cifra no alcanza las 100 unidades. «Ni siquiera estamos encontrando los envases adecuados para depositar la pasta y hemos tenido que utilizar goteros. En la fabricación, damos preferencia a la presentación terapéutica que utilizan muchos de nuestros pacientes con cáncer de boca y gingivitis». /LUZ)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *