Víctor Moreno, presidente de Fetrabolívar, asegura que estos días serán cruciales para Venezuela.

Víctor Moreno: Trabajadores somos factor decisivo

Víctor Moreno, presidente de Fetrabolívar, asegura que estos días serán cruciales para Venezuela.
Víctor Moreno, presidente de Fetrabolívar, asegura que estos días serán cruciales para Venezuela.

“Los trabajadores siempre hemos jugado un papel histórico en la historia contemporánea de Venezuela y esta vez no será diferente”. Así  lo aseguró el presidente de la Federación de Trabajadores del estado Bolívar (Fetrabolívar), quien precisó que  entramos en unos días cruciales para Venezuela. “Estamos en una encrucijada histórica y la fuerza laboral será determinante para la toma de decisiones  que incidirá en el futuro de nuestro país. Eso no es nuevo. Ha ocurrido siempre que se han presentado momentos como el que estamos viviendo. Esta vez no será diferente”.

Puntualizó Moreno que la clase trabajadora debe estar atenta a las directrices que emanen desde las centrales obreras. “Debemos actuar  en sintonía para lograr la inclinación de la balanza a favor del pueblo venezolano.  Nosotros pertenecemos a los sectores más vulnerables de la población. Son los hijos de los trabajadores los que están siendo reprimidos, encarcelados  e, incluso en no pocos casos, asesinados. Son nuestras neveras y despensas las que están vacías porque no alcanzan los pocos ingresos que recibimos. La inseguridad está instalada en las barriadas que habitamos. Nuestras familias sufren  por toda esta realidad así que debemos ser verdaderos factores de cambio social”

Víctor Moreno, presidente de Fetrabolívar, asegura que estos días serán cruciales para Venezuela.

No violencia activa

Víctor Moreno invitó a los trabajadores de Guayana a que se incorporen a las actividades dentro del marco de la Constitución Nacional vigente. “Seguimos apostando a la paz, pero no a la de los sepulcros. Una paz activa, en el marco de la no violencia que impulsaron líderes como Mahatma Ghandi y Martin Luther King. Asumimos el mensaje de Jesucristo que nos ordenó colocar la otra mejilla pero al soldado romano que lo castigó injustamente le preguntó  en actitud de protesta “¿Por qué me pegas”.  También derribó las mesas de los que comerciaban con la fe en el templo de Jerusalén. Ese es el mensaje. Ser no violentos pero no conformistas. Entramos en la etapa decisiva para salvar la democracia. Los trabajadores debemos estar conscientes de eso y del papel que debemos cumplir para lograrlo”, concluyó.